• Aceite de Oliva Virgen Extra Campaña 2021/22, variedad Picual, elaborado a partir de aceitunas seleccionadas a finales de Noviembre y principios de Diciembre cuando el fruto ya está maduro. Su recolección mecanizada garantiza que el fruto no sufra daños. La molturación en frío evita que se volaticen sus aromas, conservando así todo su poder organoléptico. Es un Aceite de Oliva Virgen Extra que presenta un frutado intermedio, entre verde y maduro, con un amargor y picor muy equilibrado, lo que le confiere una entrada en boca dulce y un sabor muy agradable. Se puede utilizar tanto para cocinar y freír como para tomar en crudo. El Aceite de Oliva Virgen Extra cuando se somete a fritura mejora las cualidades gastronómicas de los alimentos. Al freír, forma una fina capa alrededor del alimento, que impide que absorba más aceite y retiene todos los jugos del alimento, reduciendo así la cantidad de grasa ingerida y por tanto su valor calórico, siendo también mucho más grato al paladar. Además, el Aceite de Oliva Virgen Extra aguanta muy bien las altas temperaturas de cocina, y si no se calienta en exceso permite varios usos. La resistencia que posee el Aceite de Oliva a la degradación por el calentamiento es mayor que la de cualquier aceite vegetal, hasta 210⁰C. No obstante, el Aceite de Oliva Virgen Extra se debe calentar a fuego moderado y no dejar que llegue a humear. Las temperaturas correctas para fritura son entre 165⁰ C y 170⁰ C para freír alimentos delicados como verduras, y entre 175⁰ C y 180⁰ C para el resto de fritura. Dada su versatilidad se puede utilizar para innumerables usos en cocina, desde freír, asar, saltear, rehogar, aliñar ensaladas o hacer vinagretas, a emulsionar, adobar, escabechar, confitar, hacer postres, conservar alimentos sumergidos en Aceite de Oliva Virgen Extra o tomar simplemente con pan y tomate.
  • Aceite de Oliva Virgen Extra Campaña 2021/22, variedad Picual, elaborado a partir de aceitunas seleccionadas a finales de Noviembre y principios de Diciembre cuando el fruto ya está maduro. Su recolección mecanizada garantiza que el fruto no sufra daños. La molturación en frío evita que se volaticen sus aromas, conservando así todo su poder organoléptico. Es un Aceite de Oliva Virgen Extra que presenta un frutado intermedio, entre verde y maduro, con un amargor y picor muy equilibrado, lo que le confiere una entrada en boca dulce y un sabor muy agradable. Se puede utilizar tanto para cocinar y freír como para tomar en crudo. El Aceite de Oliva Virgen Extra cuando se somete a fritura mejora las cualidades gastronómicas de los alimentos. Al freír, forma una fina capa alrededor del alimento, que impide que absorba más aceite y retiene todos los jugos del alimento, reduciendo así la cantidad de grasa ingerida y por tanto su valor calórico, siendo también mucho más grato al paladar. Además, el Aceite de Oliva Virgen Extra aguanta muy bien las altas temperaturas de cocina, y si no se calienta en exceso permite varios usos. La resistencia que posee el Aceite de Oliva a la degradación por el calentamiento es mayor que la de cualquier aceite vegetal, hasta 210⁰C. No obstante, el Aceite de Oliva Virgen Extra se debe calentar a fuego moderado y no dejar que llegue a humear. Las temperaturas correctas para fritura son entre 165⁰ C y 170⁰ C para freír alimentos delicados como verduras, y entre 175⁰ C y 180⁰ C para el resto de fritura. Dada su versatilidad se puede utilizar para innumerables usos en cocina, desde freír, asar, saltear, rehogar, aliñar ensaladas o hacer vinagretas, a emulsionar, adobar, escabechar, confitar, hacer postres, conservar alimentos sumergidos en Aceite de Oliva Virgen Extra o tomar simplemente con pan y tomate.
  • Aceite de Oliva Virgen Extra Campaña 2021/22, variedad Picual, elaborado a partir de aceitunas seleccionadas a finales de Noviembre y principios de Diciembre cuando el fruto ya está maduro. Su recolección mecanizada garantiza que el fruto no sufra daños. La molturación en frío evita que se volaticen sus aromas, conservando así todo su poder organoléptico. Es un Aceite de Oliva Virgen Extra que presenta un frutado intermedio, entre verde y maduro, con un amargor y picor muy equilibrado, lo que le confiere una entrada en boca dulce y un sabor muy agradable. Se puede utilizar tanto para cocinar y freír como para tomar en crudo. El Aceite de Oliva Virgen Extra cuando se somete a fritura mejora las cualidades gastronómicas de los alimentos. Al freír, forma una fina capa alrededor del alimento, que impide que absorba más aceite y retiene todos los jugos del alimento, reduciendo así la cantidad de grasa ingerida y por tanto su valor calórico, siendo también mucho más grato al paladar. Además, el Aceite de Oliva Virgen Extra aguanta muy bien las altas temperaturas de cocina, y si no se calienta en exceso permite varios usos. La resistencia que posee el Aceite de Oliva a la degradación por el calentamiento es mayor que la de cualquier aceite vegetal, hasta 210⁰C. No obstante, el Aceite de Oliva Virgen Extra se debe calentar a fuego moderado y no dejar que llegue a humear. Las temperaturas correctas para fritura son entre 165⁰ C y 170⁰ C para freír alimentos delicados como verduras, y entre 175⁰ C y 180⁰ C para el resto de fritura. Dada su versatilidad se puede utilizar para innumerables usos en cocina, desde freír, asar, saltear, rehogar, aliñar ensaladas o hacer vinagretas, a emulsionar, adobar, escabechar, confitar, hacer postres, conservar alimentos sumergidos en Aceite de Oliva Virgen Extra o tomar simplemente con pan y tomate.
  • Aceite de Oliva Virgen Campaña 2020/21, variedad Picual, elaborado a partir de aceitunas seleccionadas en el mes de Diciembre cuando el fruto ya está maduro. Su recolección mecanizada garantiza que el fruto no sufra daños. La molturación en frío evita que se volaticen sus aromas, conservando así todo su poder organoléptico. Es un Aceite de Oliva Virgen con un frutado maduro, con un amargor y picor muy equilibrado ideal para cocinar de forma sana. Su uso en la cocina tanto para guisar o freír proporciona a los platos un toque especial y confiere un mejor sabor a los alimentos. El Aceite de Oliva Virgen cuando se somete a fritura mejora las cualidades gastronómicas de los alimentos. Al freír, forma una fina capa alrededor del alimento, que impide que absorba más aceite y retiene todos los jugos del alimento, reduciendo así la cantidad de grasa ingerida y por tanto su valor calórico, siendo también mucho más grato al paladar. Además, el Aceite de Oliva Virgen aguanta muy bien las altas temperaturas de cocina, y si no se calienta en exceso permite varios usos. La resistencia que posee el aceite de oliva a la degradación por el calentamiento es mayor que la de cualquier aceite vegetal, hasta 210⁰C. No obstante, se debe calentar a fuego moderado y no dejar que llegue a humear. Las temperaturas correctas para fritura son entre 165⁰ C y 170⁰ C para freír alimentos delicados como verduras, y entre 175⁰ C y 180⁰ C para el resto de fritura. Especialmente indicado para frituras, rehogados, salteados, empanados, rebozados, enharinados, patatas fritas, etc.
  • Aceite de Oliva Virgen Extra de alta gama, Primer día de Cosecha, Campaña 2021/22, variedad picual, con unas características organolépticas únicas. Su recolección es temprana (mediados de octubre), aplicando las técnicas más avanzadas evitando que la aceituna sufra daños, siendo su molturación en frío conservando así todos sus aromas. Es un Aceite de Oliva Virgen Extra que tiene una fuerte personalidad, presentando matices sensoriales que lo hacen fácilmente identificable. Se trata de un aceite muy frutado, fragante, con atributos positivos como el amargo, picante y astringente marcados. En nariz presenta un frutado intenso de aceituna verde, complejo, donde destacan aromas de tomate, alcachofa, aguacate, y plantas aromáticas como la hierbabuena y la albahaca. Con toques de frutas más dulces como manzana y plátano verde. Su entrada en boca es suave y elegante y aparecen las mismas notas olfativas, con amargo y picante ligeros y un final que nos recuerda la fruta seca. Un aceite gourmet, armónico y equilibrado con marcado carácter. Especialmente indicado para tomar en crudo, ya que potencia y ensalza el sabor de cualquier plato. Ideal en ensaladas, vinagretas, tostadas, gazpachos, salmorejos y cremas frías. La variedad picual es muy recomendada utilizarla en escabeches, pescados azules, patatas al horno y conservas de alimentos crudos o cocinados como quesos o chacinas y también vegetales.
  • Aceite de Oliva Virgen Extra de alta gama, Primer día de Cosecha, Campaña 2021/22, variedad picual, con unas características organolépticas únicas. Su recolección es temprana (mediados de octubre), aplicando las técnicas más avanzadas evitando que la aceituna sufra daños, siendo su molturación en frío conservando así todos sus aromas. Es un Aceite de Oliva Virgen Extra que tiene una fuerte personalidad, presentando matices sensoriales que lo hacen fácilmente identificable. Se trata de un aceite muy frutado, fragante, con atributos positivos como el amargo, picante y astringente marcados. En nariz presenta un frutado intenso de aceituna verde, complejo, donde destacan aromas de tomate, alcachofa, aguacate, y plantas aromáticas como la hierbabuena y la albahaca. Con toques de frutas más dulces como manzana y plátano verde. Su entrada en boca es suave y elegante y aparecen las mismas notas olfativas, con amargo y picante ligeros y un final que nos recuerda la fruta seca. Un aceite gourmet, armónico y equilibrado con marcado carácter. Especialmente indicado para tomar en crudo, ya que potencia y ensalza el sabor de cualquier plato. Ideal en ensaladas, vinagretas, tostadas, gazpachos, salmorejos y cremas frías. La variedad picual es muy recomendada utilizarla en escabeches, pescados azules, patatas al horno y conservas de alimentos crudos o cocinados como quesos o chacinas y también vegetales.
  • Sin stock
    Aceite de Oliva Virgen Extra Campaña 2020/21, variedad picual, elaborado a partir de aceitunas seleccionadas en el mes de Noviembre con una madurez intermedia. Su recolección mecanizada garantiza que el fruto no sufra daños. La molturación en frío evita que se volaticen sus aromas, conservando así todo su poder organoléptico. Es un Aceite de Oliva Virgen Extra con frutado medio de aceituna verde con un leve toque maduro. En él destacan aromas a tomate, hierba-hoja, plátano verde, alcachofa y alloza. Muy equilibrado en boca, amargo ligero y picante medio-bajo. Ligeramente dulce. Especialmente indicado para tomar en crudo en ensaladas, tostadas, vinagretas, gazpachos y salmorejos, verduras, salsas, cremas frías y calientes. La variedad picual es muy recomendada utilizarla en escabeches, pescados azules, patatas al horno y conservas de alimentos crudos o cocinados como quesos o chacinas y también vegetales.
  • Sin stock
    Aceite de Oliva Virgen Extra de alta gama, Primer día de Cosecha, Campaña 2021/22, variedad picual, con unas características organolépticas únicas. Su recolección es temprana (mediados de octubre), aplicando las técnicas más avanzadas evitando que la aceituna sufra daños, siendo su molturación en frío conservando así todos sus aromas. Es un Aceite de Oliva Virgen Extra que tiene una fuerte personalidad, presentando matices sensoriales que lo hacen fácilmente identificable. Se trata de un aceite muy frutado, fragante, con atributos positivos como el amargo, picante y astringente marcados. En nariz presenta un frutado intenso de aceituna verde, complejo, donde destacan aromas de tomate, alcachofa, aguacate, y plantas aromáticas como la hierbabuena y la albahaca. Con toques de frutas más dulces como manzana y plátano verde. Su entrada en boca es suave y elegante y aparecen las mismas notas olfativas, con amargo y picante ligeros y un final que nos recuerda la fruta seca. Un aceite gourmet, armónico y equilibrado con marcado carácter. Especialmente indicado para tomar en crudo, ya que potencia y ensalza el sabor de cualquier plato. Ideal en ensaladas, vinagretas, tostadas, gazpachos, salmorejos y cremas frías. La variedad picual es muy recomendada utilizarla en escabeches, pescados azules, patatas al horno y conservas de alimentos crudos o cocinados como quesos o chacinas y también vegetales.